Seremi de la RM visita Santuario Horcón de Piedra para revisar medidas de protección ambiental para el sector

Una significativa visita realizó el seremi del Medio Ambiente de la Región Metropolitana, Jorge Canals, al Santuario de la Naturaleza Horcón de Piedra, ubicado en la provincia de Melipilla. El encuentro tuvo como finalidad discutir diversas medidas para la protección del sector con el objetivo de aplacar las amenazas que puedan afectar a esta importante reserva natural.

La reunión contó con la participación del Gobernador de Maipo Gustavo Marcos y representantes de la Gobernación Provincial de Melipilla; además de Fernanda Romero, coordinadora de la reserva Altos Cantillana, y Helio Murialdo, presidente de la Corporación Altos de Cantillana y propietario del Santuario de la Naturaleza Horcón de Piedra.

Este es el comienzo de un plan de visitas a los diez Santuarios de la Naturaleza que el seremi Canals tiene contemplado realizar para conocer las bondades y también las dificultades de estas áreas protegidas que no están exentas de ataques o amenazas. En este caso particular, la instancia se estableció con el fin de tomar medidas frente a denuncias por parte del propietario del sector Horcón de Piedra, al detectar la circulación de personas que transitan diariamente por la zona.

“El objetivo de esta salida a terreno es visibilizar los conflictos asociados a la presión de uso que tiene el Santuario. Uno de los conflictos ‘históricos’ es la denominada cuesta El Cepillo, ruta que cruza el santuario y que conecta Melipilla y Rangue. Este camino fue enrolado hace un par de años, generando una serie de problemas de tránsito como también basura, ingreso ilegal al Santuario, tránsito de camiones pesados, etc. lo cual solo han perjudicado el paisaje y la conservación de éste”, dijo al respecto el seremi.

cantil

Además explicó que “se han levantado diversas amenazas y riesgos para el santuario, debido a la irresponsabilidad y falta de conciencia de las personas que ingresan al lugar, que está instituido para la protección de la naturaleza y las especies, utilizándolo para realizar actividades que atentan contra el actual estado de conservación”.

“Debemos buscar fondos de protección ambiental, para articular posibilidades de educación ambiental y contener la situación, ya que se trata de un lugar -en plena región metropolitana- que debemos cuidar, y como estado debemos entregar las herramientas para que esto suceda”.

Fernanda Romero, coordinadora de la reserva Altos Cantillana, agregó que “esta fue una reunión para que las autoridades conocieran la realidad de estas áreas protegidas, única categoría que existe para conservación de áreas privadas, además el valor ambiental del santuario, en cuanto a previsión de servicio ecosistémico, especies de flora y fauna”.

Helio Murialdo, presidente de la Corporación Altos de Cantillana y propietario del Santuario de la Naturaleza Horcón de Piedra, manifestó que “se trató de una excelente reunión, ya que analizamos esencialmente las amenazas que tienen las reservas y santuarios en general, siendo los incendios uno de los mayores peligros”.

Por último, explicó que el camino que cruza el santuario “permite el tránsito de gente que ingresa al sector cortando los alambres, sin permiso, realizando fuego que puede ser un riesgo inminente para nuestro entorno. Por eso se está buscando habilitar una zona para recibir familias, para evitar estos hechos, con la idea de dejar una sección para los animales, quienes viven aquí desde mucho antes que nosotros”.

El Santuario Horcón de Piedra tiene una superficie de 1,968 hectáreas. Según de decreto de creación (DS N°28/2011), los objetivos de protección son la biodiversidad y la alta representatividad de la Ecorregión Mediterránea.  Los ecosistemas presentes son el bosque caducifolio mediterráneo costero de Nothofagus macrocarpa (Roble de Santiago o roble blanco) y Ribes punctatum (zarzaparrilla); el bosque esclerófilo mediterráneo andino de Quillaja saponaria (quillay) y Lithraea caustica (litre); el bosque esclerófilo mediterráneo costero de Cryptocarya alba (peumo) y Peumus boldus (boldo).

Publicado en Noticias, Región Metropolitana y etiquetado , .